Crema de pechuga de pollo



Aquí os dejo una receta que hice ayer, aprovechando que estoy de vacaciones forzosas. Se trata de una crema de ¡¡¡CARNACA!!! Cansado de que las cremas sean siempre de verduritas, he aquí la crema con más sustancia que me haya yo comido nunca.


[VER FOTO]


Vamos al lío:
Ingredientes para 3 personas


  • Dos ramas de apio
  • Una cebolla (de las gordas... el burro grande, ande o no ande)
  • 3 cucharadas soperas con colmo de harina
  • 30-40gr de mantequilla o aceite (según prefieras)
  • 100ml de nata líquida para cocinar
  • Pimienta en grano
  • Cayena
  • Sal
  • Una pechuga y media de pollo (400-500gr)
  • 3l de agua

Procedimiento:

  • Se ponen a cocer las pechugas con la cebolla, el apio, sal suficiente para salar la mezcla, 6-8 granos de pimienta negra, 1 cayena, 75ml de nata liquida (reservate 25ml para la presentación) hasta que las pechugas estén bien hechas. Puedes trocear las pechugas si quieres más celeridad, pero acuerdate de que la cebolla y el apio deben cocerse también ;-)
  • Pon la mantequilla o el aceite al fuego y tuesta la harina, pero no la quemes, que luego amargaría.
  • Ve añadiendo caldo de haber cocido las pechugas sin dejar de remover hasta que vaya quedando cremoso como si de una bechamel se tratase. Si te salen grumos, aparta del fuego, vierte en un vaso de batidora y ¡¡dale caña!!... acuérdate de volver a poner al fuego la mezcla y sigue vertiendo caldo. Si observas que todo el caldo dejaría la mezcla muy líquida, puedes añadir un poco más de harina... aunque sea sin tostar, mientras que dejes que cueza luego un poco, es bastante. Si te vuelven a salir grumos, otra vez la misma operación.
  • Cuando hayas mezclado todo el caldo (y solo el caldo) con la harina y hayas obtenido una crema ligera, pon en el vaso de la batidora las pechugas, la cebolla, los granos de pimienta, las ramas de apio y bastante cantidad de la crema ligera que acabas de hacer. En cuanto a la cayena... tú mismo... si quieres que la crema resulte un poco picante, añádela también para que sea batida.
  • Bátelo todo hasta que quede muy, muy fino y devuélvelo al fuego con el resto de la crema ligera.
  • Remueve hasta que todo ligue bien y preséntalo como quieras.

En la foto de muestra se observan unos trazos blancos: es la nata que reservaste (25ml aprox), que te sirven para decorar solamente. Además también podrás observar orégano... puedes ponerle peregil (fresco o seco picado), albahaca, menta... lo que tengas a mano.


La receta original (recetas.net) no tritura la carne para incorporarla a la crema, sino que la deja en trozos que se añaden una vez servida la crema. Si optas por esta solución, quizás deberías considerar no mezclar todo el caldo resultante de cocer las pechugas, pues con las cantidades que te he proporcionado, saldría sopa en vez de crema ;-)


Al ser una crema, y aunque no sea lo mismo, siempre podrás corregirlo de sal antes de servir, así que procura no pasarte cuando le pongas sal para cocer las pechugas.


Esta receta la hice ayer en plan experimento, vamos, que no la había hecho nunca, y a mi mujer le encantó. Lo cierto es que estaba bien buena. Por cierto, somos dos y salió cantidad suficiente para que hubiese comido un tercero.
Espero que os guste.

Entradas populares de este blog

PUDIN DE HIGOS

Pechuga de pollo rebozada con cereales y kikos

Pollo frito de la abuela